Cinco maneras de proteger su identidad digital

 

Hoy en día la premisa de Internet ya no es el anonimato sino la identidad digital, porque saber con certeza quién está al otro lado de la pantalla o del teclado se ha convertido en algo crucial para las instituciones y sus usuarios finales.

«Los tipos de fraude de identidad más comunes que hemos visto este año están relacionados con la apertura de cuentas falsas», dijo Phillipp Pointner, Director de Identidad Digital de Jumio. «Los defraudadores pueden usar sus trampas con fines de blanqueo de dinero o para desarrollar un esquema en el que esperan a que el límite de crédito aumente y entonces sacan el dinero y desaparecen».

 

Jumio también ha detectado otros tipos de estafas, como el uso de deepfakes en la biometría para generar robo de cuentas, manipulaciones digitales y lavado de dinero. Para prevenir el fraude digital y dado que el robo de identidad sigue creciendo a nivel mundial, Pointner ofrece cinco consejos dirigidos a los usuarios para asegurar su identidad digital:

  1. Recuerde y asuma que sus datos están ahí fuera. Suena básico, pero la mayoría de las veces no somos conscientes de cuánta de nuestra información está en el mundo digital.
  2. Utilice la autenticación de dos factores o dos fases (2FA) siempre que pueda.
  3. Fíjese bien con quién comparte sus datos y tenga cuidado. No sólo porque piense que alguien podría abusar de ellos: también es probable que los pierda. Una vez que proporciona sus datos, será posible tener acceso a ellos de formas que usted ni siquiera imaginaba.
  4. Manténgase atento a las cosas que debe controlar. Revise sus estados de cuenta con regularidad e identifique cada partida de su cuenta bancaria y de su tarjeta de crédito. Aproveche al máximo las alertas automáticas que le proporciona la app de su banco.
  5. Tenga cuidado al compartir documentos físicos reales o cuando tenga que enviar por correo electrónico o subir una copia de su documento oficial de identidad o pasaporte. Añada siempre sus propias marcas de agua: incluya una fecha y anote claramente «no válido para fines de identificación» o incluso «esto es específicamente para X app». De este modo, hace mucho más difícil que los delincuentes lo utilicen para otros fines, como la apertura falsa de cuentas.