Avance de coronavirus pone en peligro producción y lanzamiento del iPhone 12 para septiembre

Coronavirus es sin duda la mayor amenaza para la salud de las personas, su propagación se está tornando preocupante al punto que la OMS ha advertido de riesgo que se convierta en pandemia  y están apareciendo nuevos casos en más países, lo que sin lugar a dudas genera como efecto colateral, una alteración en la actividad económica.

Como ya hemos ido reportando, el mayor foco de atención está en las plantas de producción en China, y las grandes marcas están buscando opciones para ir moviendo la producción, pero un reporte de la agencia Reuters alerta sobre una serie de dudas respecto de lo que ocurrirá con el iPhone 12 de Apple, que se debe lanzar en septiembre.

Históricamente, una vez terminadas las celebraciones del Año Nuevo chino, Apple prepara maquetas de  varios modelos para sus evaluaciones en conjunto con sus ingenieros, cuyos viajes desde EE.UU han sido restringidos o abiertamente cancelados, más aún, la línea aérea United Airlines, que maneja un contrato amplio con Apple ha cancelado los vuelos en las últimas semanas.

Son los ingenieros de Apple quienes tienen el expertise para poder tomar decisiones y reportarlas a California dentro de un cronograma que considera la etapa de «entrada a producción». .

Apple ha probado numerosos prototipos y se encuentra en las últimas etapas de lo que se denomina validación de ingeniería, en la que los trabajadores de Foxconn ensamblan un pequeño número de dispositivos mientras los ingenieros de ambas firmas resuelven los problemas.

Esa etapa de fabricación de alto volumen no está programada hasta junio, pero los primeros meses del año son cuando Apple planifica los procesos de ensamblaje con Foxconn y en caso que hubiesen problemas, recurrirían a Wistron, pero es el primero el más importante porque sus capacidades son las más avanzadas, y es el mayor fabricante de electrónica por contrato del mundo, pero debido al coronavirus debió retrasar la reapertura de fábricas clave de iPhone en Shenzhen y Zhengzhou después del Año Nuevo Lunar, pero espera reanudar la mitad de su producción china para fines de febrero.

Si se producen retrasos en esta etapa, consumiría el tiempo que Apple necesita para finalizar los pedidos de chips y otras partes, casi todos hechos a medida para el iPhone y si bien los expertos en la cadena de suministro y  de la industria dicen que Apple todavía tiene tiempo para mantener su calendario anual de iPhone en marcha, las restricciones de viaje lo han dejado en una situación difícil.

Realmente se está  hablando de dos meses perdidos, que en el ciclo de la electrónica de consumo es enorme.

Con información de REUTERS

, , , , , ,